Las selecciones masculinas y femeninas de China, no dejaron pasar la ocasión para imponerse una vez en un campeona mundial y esta vez lo hicieron en el Liebherr 2018 World Team Table Tennis Championships, en Hamlstad; en femenino derrotaron en la final a Japón 3-1, y en masculino 3-0 a Alemania y fuera de esto el evento sirvió para que el Tenis de Mesa fuera ejemplo de paz y unificación, como fue en medio del campeonato las dos coreas decidieron continuar como un solo país.

Continúa la  hegemonía China

Aunque con una sensación que fue el evento mundial por equipos más emocionante,  disputado y organizado de los últimos años, siempre los chinos en ambas ramas impusieron su clase, saliendo invictos en todo el evento y destacando que el equipo masculino no perdió ni un tan solo partido, mientras el femenino perdió uno en la fase de grupos ante Singapur y dos  en  la fase  final ante Corea y en la  final  ante Japón.

Mención especial para el país anfitrión que en masculino retorno a los planos estelares con  un merecido tercer puesto y lo más significativo para Latinoamérica fue sin lugar a dudas el  resultado de Brasil que se ubicó  entre los ocho mejores del mundo.

En el  plano de la ITTF, se aprobaron nuevos proyectos,  nueva  visión y  se vienen  muchas  transformaciones dirigidas a buscar mayor calidad, desarrollo y presencia en el mundo del  deporte, que podremos ver en  los próximos años.